jueves, 16 de junio de 2016

#Orlando, #Veracruz y el #Feminicidio en México

LA COLUMNA ROTA/ FRIDAGUERRERA



"No pregunto a la persona herida cómo se siente. Yo mismo me convierto en la persona herida". Walt Whitman

A todos nos conmovió la masacre perpetrada en Orlando el fin de semana pasado, en el bar gay Pulse, las redes se volcaron para sumarse y denunciar, exigir justicia por el terrible asesinato de 49 jóvenes,y también la desfachatez como siempre de quienes dicen gobernarnos no se dejó esperar;

“Enrique Peña Nieto ‏@EPN  12 jun. México lamenta profundamente los hechos de violencia en Florida, y expresa su solidaridad con las familias afectadas y pueblo estadounidense”

Eruviel Ávila ‏@eruviel_avila  12 jun. Eruviel Ávila Retwitteó The White House Lamentamos el cobarde acto de odio ocurrido en Orlando. Mi solidaridad con el pueblo estadounidense.

Javier Duarte ‏@Javier_Duarte  12 jun. Nuestra solidaridad con el Gobernador Rick Scott y con las víctimas de los hechos ocurridos en Florida, condenamos los mensajes de odio.

Rafael Moreno Valle ‏@RafaMorenoValle  12 jun.  Lamentamos profundamente el atentado sucedido en #Orlando. Nuestras condolencias para los familiares de las víctimas.
Estos son solo algunos ejemplos de los que indignaron por su cinismo.

Enrique Peña,  ya superó en mucho a Felipe Calderón,  la cifra de asesinados, desaparecidos, fosas por todo el país que muestran que en la profundidad de México hay ríos de sangre.

Eruviel Ávila, gobernador del Estado de México, debería pensar muy bien lo que escribe en sus redes sociales, es una vergüenza que en el estado que encabeza la lista de feminicidios con 118 en lo que va del año.

Y bueno Javier Duarte, Gobernador de Veracruz,   y lo deleznable en su máxima expresión;  El pasado 22 de mayo un grupo armado entró al bar gay “Madame” en Xalapa y llenó de balas los cuerpos de al menos 20 jóvenes. Siete perdieron la vida y 13 estaban heridos de gravedad. Se desconoce cuál es su situación actual.

Rafael Moreno Valle, Gobernador de Puebla, y la negación; el 9 de Junio dos días antes de los hechos en Orlando, Adán mató a la madre de su hijo, Silvia y a 11 miembros de su familia más. De acuerdo con las investigaciones Adán tuvo un hijo con Silva hace nueve años, producto de una violación y le había advertido que no podía relacionarse amorosamente con nadie más, al saber que ya vivía con un hombre regresó a matarlos. El señor gobernador no envió condolencias.

El tema delicado aquí es en efecto que sí se solidarizan con estos temas como “gobernantes”, aceptan que todo aquello que  sabemos es real y para ellos la realidad es otra; Que insulto para todos los mexicanos que Peña Nieto se pronuncié por temas tan dolorosos y refute los informes como el de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), sobre la grave situación que estamos viviendo como país en el tema.

Lo escrito por Javier Duarte, es ofensivo,  el que condene los crímenes de odio, pero que en el tema de Xalapa lo manejaran como ajuste de cuentas, descalificando el asesinato a estos jóvenes, todos ellos exactamente igual que los chicos de Orlando.

Rafael Moreno Valle,  y su indiferencia al tema de las 5 mujeres asesinadas y dos niñas, junto a 4 hombres más, es exactamente igual de repugnante que los mencionados.

Y bueno el autopremiado, Eruviel Ávila, ni que decir,  puntúa en el tema que a nosotros nos ocupa, llegando a amenazar ya,  al único medio que lleva el conteo puntual sobre este y muchos otros temas reales en su estado de muerte, AfondoEdomex.

Sí,  sabemos de la falta de empatía, de la realidad irreal que viven estos señores, sin embargo, también nosotros somos selectivos ante la muerte, como si al igual que ellos, solo alcancemos a ver lo que pasa fuera de nuestro entorno y condenarlo e indignarnos.

Claro que me cimbró el tema, tengo a gente muy especial que amo, que pertenecen a la Comunidad Lésbico Gay, me aterró estar en el lugar de las madres, padres, amigos, de los chicos asesinados en Orlando, alguien me decía al día siguiente de los hechos, lo vulnerable que se sentía por la masacre y sí tristemente así vivimos ahora.

Sin embargo, en el tema de feminicidios, la empatía es muy poca y eso también debería de indignarnos, lo hemos estado diciendo, y lo hemos cuestionado; ¿Por qué nos cuesta tanto ayudar a visualizarlas, solidarizándonos con ellas?

¿Por qué somos selectivos con los asesinatos? O con nuestra solidaridad, ¿Por qué no sabemos indignarnos por nosotros, por nuestros transfeminicidios, por los feminicidios?
¿A qué le tememos?,  a ver la realidad, a aceptar que nos puede pasar en cualquier momento, puede suceder con quienes amamos y aceptar eso nos hace mucho más vulnerables.

Junio 15, 604 mujeres asesinadas en lo que va  de este 2016, 604 feminicidios, 604 familias desechas.

Después de los hechos terribles en Orlando, Peña Nieto, lamentó que hubiera 3 mexicanos asesinados, ¿no le parece absurdo?, acá llevamos miles de mexicanos, durante su sexenio. Y las 604 mujeres también son mexicanas, y los 14 TransFeminicidios también lo son; y entonces…

Nos Siguen Matando y eso a pocos les importa.
16 de junio de 2016

@FridaGuerrera

viernes, 10 de junio de 2016

5 mujeres asesinadas en junio


Algunas frases que producen rabia en Ciudad Juárez










México, país ‘‘peligroso’’ para las mujeres: ONU

Una de cada siete es víctima de violencia
Blanca Juárez
Periódico La Jornada
Viernes 10 de junio de 2016, p. 4
En México una de cada siete mujeres es víctima de algún tipo de violencia y, según la Organización de las Naciones Unidas (ONU), ‘‘somos uno de los países más peligrosos para la población femenina’’ a pesar de los discursos triunfalistas de las autoridades.
Integrantes de la Red Mesa de Mujeres Ciudad Juárez afirmaron lo anterior y denunciaron que esa localidad de Chihuahua ‘‘sigue experimentando índices alarmantes en términos de violencia machista’’.
El número de feminicidios es similar al de los años 90 y principios de 2000, cuando la ciudad fronteriza fue considerada ‘‘un paradigma’’ de esos crímenes, señaló en entrevista telefónica Itzel González, quien forma parte de la red.
En 2002 fueron asesinadas 38 mujeres. En 2015 se reportaron 46 casos, informó la activista. En lo que va de este año ya hay 13 víctimas. ‘‘Los feminicidios no sólo siguen manteniéndose, sino que se están incrementando’’.
En días recientes aparecieron tres cuerpos en la Acequia Madre –sistema de irrigación local–, por lo que expresaron su condena. En 2016 aumentaron 12 por ciento los casos atendidos por violencia sexual en el Centro de Justicia para las Mujeres, señalaron en un pronunciamiento.
Si bien hay avances legislativos, no existe presupuesto etiquetado para hacer efectivas esas normas o crear políticas que mejoren la calidad de vida de las mujeres, sostuvo González. Es necesario, dijo, aplicar programas para evitar la violencia machista y empoderar a las mujeres.
La red exigió una investigación pronta y eficaz sobre los asesinatos de las 13 mujeres, perpetrados este año. ‘‘Demandamos a las instancias competentes de los tres niveles de gobierno en materia de prevención, sanción y erradicación de la violencia contra las mujeres, se garantice nuestro derecho a la vida y la seguridad’’, y establecer medidas de mayor vigilancia en la zona centro de la ciudad, apuntaron.

Violencia institucional


CIMACFoto: César Martínez López
Por: Lucía Lagunes Huerta*
Cimacnoticias | Ciudad de México.- 09/06/2016La violencia contra las mujeres no debe tener resquicio alguno de impunidad. No hay posibilidad de tolerancia ni consentimiento, en eso coincide retóricamente la autoridad con el movimiento feminista, y quien la ejerza debe ser sancionado, y si es funcionario público, removido de su cargo.

La imposibilidad de tolerancia ante la violencia contra las mujeres ha sido un mensaje reiterado del responsable de la política interior y cabeza del Sistema Nacional para Prevenir, Atender, Sancionar y Erradicar la Violencia contra las Mujeres.

En más de una ocasión, desde que firmó la campaña de ONU-Mujeres “He for She” ha dicho que son las acciones las que pararán la violencia, y que todas las instituciones tienen que actuar para eliminarla.

Cómo, entonces, el secretario de Desarrollo Social del estado de Chihuahua, José Luis García Rodríguez, actúa en sentido contrario. No sólo al incumplir con los acuerdos para caminar a favor de la igualdad de las mujeres del estado, sino al violentar verbal y físicamente a la directora del Instituto Chihuahuense de la Mujer (Ichmujer), Emma Saldaña Lobera, quien el pasado 6 de marzo presentó la denuncia penal por estos hechos contra el titular de Sedesol estatal.

Los hechos vividos por la directora del Ichmujer revelan el tamaño de la misoginia institucional encarnada en funcionarios que una y otra vez desprecian y obstaculizan el trabajo a favor de la igualdad de las mujeres.

Nada justifica la violencia y la intimidación que ha ejercido contra la titular del Ichmujer, Emma Saldaña Lobera, el secretario de Desarrollo Social local, José Luis García Rodríguez, como tampoco nada justifica el actuar desigual de las autoridades, a quien la directora recurrió para frenar la violencia del titular de Sedesol en Chihuahua.

Los hechos concretos se resumen en gritos ofensivos en espacios públicos y los abrazos forzados contra la titular de Ichmujer, actos  a los ojos y oídos de otros funcionarios que guardaron silencio de manera cómplice, tal cual guardan silencios los hombres ante la violencia de sus congéneres contra una mujer.

Quien no guardó silencio fue Emma Saldaña ante la violencia del titular de Sedesol en Chihuahua. Ella recurrió ante la Contraloría estatal el pasado 8 de marzo para iniciar un juicio administrativo en contra de su agresor, sin mucho éxito.

Buscó al Inmujeres y a la Secretaría de Desarrollo Social federal.  José Luis García Rodríguez fue llamado para dialogar y frenar la violencia contra Emma, incluso se pensó en una disculpa pública que nunca cuajó y que hubiera parado la denuncia penal.

Y no cuajó porque al titular de la Sedesol-Chihuahua no le gustaron los términos de la carta propuesta por la propia directora del Ichmujer.

Romper el silencio y alzar la voz ha sido un gran acto por parte de la titular del Ichmujer, ser coherente y denunciar a su agresor, buscar a las autoridades para sancionarlo; ahora es necesario que la autoridad reaccione y castigue al funcionario.

Cuántas mujeres han sido víctimas de funcionarios como José Luis, cuántas funcionarias tal vez también fueron violentadas como Emma y no han podido hacer la denuncia.

No hay que dejar resquicios para la repetición, hay que cerrar todas las puertas para los funcionarios violentos que usando sus cargos públicos arrecian su prepotencia machista ejerciendo violencia contra las funcionarias.

Habría que hacer una base de datos pública donde los funcionarios fueran denunciados para que quedaran deshabilitados para ejercer otro cargo público, y con ello cerrarle paso a la violencia institucional.

Twitter: @lagunes28

*Periodista y feminista, directora general de CIMAC.

16/LLH/RMB

viernes, 3 de junio de 2016

Cuatro feminicidios en Chihuahua


Rubén Villalpando y Leopoldo Ramos
Corresponsales
Periódico La Jornada
Viernes 3 de junio de 2016, p. 25
En 24 horas, cuatro mujeres fueron asesinadas y sus cadáveres hallados en Ciudad Juárez y la ciudad de Chihuahua: dos fueron atadas de pies y manos y arrojadas a un canal, donde murieron asfixiadas por sumersión; otra, con cuatro meses de embarazo, fue ultimada a balazos, y el cuerpo de una más, con huellas de tortura y quemaduras, fue abandonado en una carretera.
Silvia Nájera, vocera de la Fiscalía Especializada en Atender Violencia Contra las Mujeres por Razones de Género, informó que las jóvenes halladas en el canal, a la altura de la colonia Bellavista, no han sido identificadas.
Detalló que una estaba desnuda y la otra, de entre 45 y 50 años, vestía una blusa gris y pantalón café; era de complexión media y cabello oscuro. Agregó que se calcula que fueron privadas de la vida hace al menos cuatro días.
Mientras, la mañana de este jueves, en una brecha ubicada en la salida de Ciudad Juárez que conduce a la población de Casas Grandes, fue encontrado el cuerpo de una joven con huellas de golpes y quemaduras, así como pies y manos atados con cinta adhesiva.
También ayer por la mañana, en la capital del estado, Diana Areli Lozano, de 36 años, quien tenía un embarazo de cuatro meses, fue asesinada por tres sujetos que le dispararon con armas calibre nueve milímetros.
La mujer fue atacada en su domicilio y frente a sus hijos menores de edad, quienes pidieron ayuda al número telefónico de emergencias. Los homicidas circulaban en una camioneta que minutos después abandonaron.
Violan y matan a golpes a un transexual en Coahuila
En Coahuila, desconocidos violaron y asesinaron a golpes a un transexual cuyo cuerpo fue encontrado por obreros de la zona industrial de Ramos Arizpe, municipio vecino de Saltillo, capital del estado.
La procuraduría estatal informó que el cadáver estaba bajo un puente vehicular en la autopista Saltillo-Monterrey. La víctima tenía entre 40 y 45 años. La necropsia de ley reveló que la causa de muerte fueron golpes en abdomen y cráneo.

martes, 31 de mayo de 2016

Más de 40 mil posibles feminicidios en últimos 30 años

En México, entre 1985 y 2014, se registraron 47 mil 178 defunciones femeninas con presunción de homicidio, según cifras proporcionadas por la Secretaría de Gobernación y la Oficina para las Mujeres de las Naciones Unidas.
De acuerdo con el Informe “La violencia feminicida en México, aproximaciones y tendencias 1985-2014”, en 2014 se presentaron dos mil 289 casos, lo cual significa que hubo un promedio de 6.3 posibles feminicidios al día. En 2013, dos mil 594 casos con un promedio de siete defunciones femeninas con presunción de homicidio.
Según el documento, durante 2014, la entidad que mayor número de casos presentó fue el Estado de México con 359; le sigue Guerrero, con 176; Chihuahua, con 167; Ciudad de México, 141; Oaxaca, 133; Tamaulipas, 127; Jalisco, 106; Veracruz, 90; Oaxaca, 89, y Sinaloa, 88.
A nivel municipal, Ecatepec, Estado de México, fue el municipio donde se registró el mayor número de casos en 2014 con 60; Ciudad Juárez, Chihuahua, 59; Acapulco, Guerrero, 51; Culiacán, Sinaloa, 43; Tijuana, Baja California, 42; Chihuahua, Chihuahua, 38; Iztapalapa, Ciudad de México, 27; Gustavo A. Madero, Ciudad de México, 24; Guadalajara, Jalisco, 22, y León, Guanajuato, 22.
El informe señala que entre 1985 y 2014 ha habido tres momentos en la tendencia de asesinatos de mujeres. Entre 1985 y 2007 hay un descenso en la tasa de defunciones femeninas con presunción de homicidio, llegando al mínimo de mil 87 en 2007. Posteriormente, un segundo momento entre 2008 y 2012, en el cual hay un repunte, que alcanza la cifra de dos mil 761 casos en 2012, lo que representó un aumento de 138 por ciento. Un tercer momento son los dos últimos años de medición, en los cuales se registra un descenso en el número de casos de dos mil 594 en 2013 a dos mil 289 en 2014, es decir, 305 casos menos.
Recomendaciones
Como parte de la reflexión sobre el estudio, se señaló como prioritario dar respuesta a la violencia contra las mujeres y las niñas en las agendas de todos los órdenes y niveles de gobierno, además de declarar como información de interés nacional toda aquella referida a la detección, atención, denuncia y sanción de la violencia feminicida.
También, homologar, a nivel local, todos los tipos de violencia contra las mujeres contemplados en la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia y en el Código Penal Federal, así como estandarizar los protocolos de actuación de las instituciones de procuración e impartición de justicia, para investigar todas las muertes violentas de mujeres, reducir la impunidad y mejorar la prestación de servicios y atención para mujeres y niñas.
También se sugiere atender las recomendaciones dirigidas al Estado mexicano por diversos organismos internacionales, sobre todo las sentencias de la Corte Interamericana de Derechos Humanos y las recomendaciones emitidas por el Comité de la CEDAW.
La sociedad civil se mantiene vigilante 
Por parte de la sociedad civil, el Observatorio Ciudadano Nacional contra el Feminicidio recomendó impulsar, al interior de la Conferencia Nacional de Gobernadores, la búsqueda inmediata de mujeres desaparecidas para evitar feminicidios a través de la coordinación de secretarías de seguridad pública y procuradurías; homologar el tipo penal de feminicidio en todas las entidades e impulsar la reforma integral del Código Nacional de Procedimientos Penales, con base en las sentencias del Campo Algodonero y del caso Mariana Lima.
Esto, señaló el organismo, permitirá la obligatoriedad de investigar muertes violentas de mujeres como un feminicidio desde el principio; establecer mecanismos de sanción penal y administrativa de funcionarios públicos que incumplan con sus investigaciones de atención, investigación y sanción de la violencia contra las mujeres; conformar grupos especializados de investigación con perspectiva de género, y obligar a los hospitales a notificar al Ministerio Público los casos de mujeres ingresadas por traumatismo, quemaduras o agresión con fuerza corporal.
Además, pidió elaborar un mapa nacional de zonas de riesgo de violencia feminicida y reformar el reglamento de la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia para hacer más eficiente el procedimiento para la declaratoria de alerta de violencia de género.

La violencia 
sexual
Entre 1997 y 2014 se denunciaron ante un Ministerio Público más de 11 mil violaciones sexuales al año, de las cuales, poco menos de la tercera parte son atendidas e investigadas por el personal indicado en la materia, lo cual provoca que en menos de 15 por ciento de las denuncias registradas haya una sentencia condenatoria, indicó el informe.
De acuerdo con las cifras, de 2012 a 2014 se han emitido menos de dos mil sentencias por violación a pesar de que se han registrado más de doce mil quinientas denuncias de violación sexual al año.
El informe señala que las denuncias por violación no vienen desagregadas por sexo de quienes fueron víctimas del delito; sin embargo, se sabe que quienes m´´ás denuncian son mujeres, y en muy raras ocasiones, hombres.
Asimismo, el estudio de Segob y ONU-Mujeres advierte que se desconoce el aproximado que pudiera representar la cifra negra, es decir, las violaciones que no fueron denunciadas.

lunes, 30 de mayo de 2016

Encuentran más restos en el valle de Juárez


Rubén Villalpando
Corresponsal
Periódico La Jornada
Lunes 30 de mayo de 2016, p. 6
Ciudad Juárez, Chih.
Cinco restos óseos fueron hallados en la zona del arroyo El Navajo, en el valle de Juárez, luego de una nueva búsqueda encabezada por la Fiscalía Especializada en Atender la Violencia contra las Mujeres por Razones de Género, efectuada este fin de semana.
En esa zona fueron localizadas 27 osamentas de mujeres desaparecidas y asesinadas en esta frontera en 2010, situación por la cual en 2015 fueron condenadas cinco personas a 798 años de cárcel por el homicidio de 11 de ellas.
La vocera de la fiscalía, Silvia Nájera, señaló que recorrieron casi cinco kilómetros cuadrados en busca de evidencias que ayuden a integrar las carpetas de investigación en torno a los crímenes seriales de esa zona, porque hay otros cuatro acusados por crímenes contra mujeres, y se están buscando pruebas.
En el operativo participaron 71 elementos, entre agentes del Ministerio Público, investigadores y peritos en antropología forense, quienes recorrieron la zona en busca de restos óseos.

sábado, 28 de mayo de 2016

Feminicidio sigue presente en Juárez: activista noruega

CIUDAD JUÁREZ.- El feminicidio no ha dejado de ocurrir en Juárez, ni se observa un compromiso auténtico de las autoridades para erradicar los crímenes, sin embargo al menos la apatía de la gente está cediendo y muchas personas se suman con frecuencia a la exigencia de justicia para aquellos casos que desde décadas no se han resuelto, de acuerdo con la activista internacional Lise Bjorne Linnert, quienes originaria de Noruega quien lleva casi 20 años investigando sobre el feminicidio.
Señaló que se ha reunido con madres de mujeres desaparecidas para escuchar las experiencias vividas en las exigencias a las autoridades para resolver los casos de sus hijas y ha sido de esa forma como se ha enterado de la indolencia que hay de ministerios públicos y agentes investigadores cuando se reporta la ausencia de alguna fémina, especialmente cuando se trata de mujeres que no son localizadas desde la década de los 90.
De la misma forma recorriendo algunas colonias identificadas con mayor riesgo hacia las jovencitas y platicando con las familias, ha escuchado que todavía ocurren desapariciones de personas pues ya no ocurre únicamente con las mujeres, sino niños, adultos, hombres y mujeres.
Pero también el asesinato de mujeres por razones de género, es decir, por su condición de mujeres, todavía ocurren y muy poco se indagan.
Reconoció que la violencia de género no es un fenómeno exclusivo de Juárez ni si quiera de México, pues se sabe que en otros estados el problema es más agudo, pues de igual forma ocurren en Noruega y en el mundo entero, no obstante en el caso su país de origen, allá sí investigan de manera inmediata y además se resuelven los casos; existen también programas preventivos que siempre se están mejorando para su efectividad.
A diferencia de México y de esta ciudad, en otros puntos del mundo hay una exigencia generalizada de la sociedad y un propósito de las autoridades para resolver los casos.
Ahora en manera conjunta con otros asociaciones civiles en El Paso Texas, como Mexicanos en el Exilio, Periodistas por la Justicia y Nuestras Hijas de Regreso a Casa, entre otras, se están haciendo denuncias tanto en El Paso como en Juárez a través de murales sobre la desaparición y feminicidios así como las diversas formad de discriminación que se vive en ambos lados de la frontera.
Este mismo viernes se desarrolló un foro en El Paso, en el que se explicó la realidad del feminicidio en Juárez, como también la persecución que se ha dado por parte de autoridades y delincuencia hacia aquellos activistas que denuncian los asesinatos y secuestros de jovencitas.
En ese sentido Marisela Ortiz, dio testimonio de lo que ella y su familia enfrentaron por hacer denuncias a través de la A.C. Nuestras Hijas de Regreso, lo cual generó que buscarán asilo político en Estados Unidos, mientras que Norma Andrade, cofundadora de la misma organización se vio obligada a abandonar Juárez por su seguridad.
La activista juarense denunció que el feminicidio sigue ocurriendo a pesar de los supuestos esfuerzos que las autoridades aseguran realizan para terminar con el problema.

martes, 10 de mayo de 2016

Se deslinda organización civil de campaña contra Cabada


CIUDAD JUÁREZ.- La organización Civil Nuestras Hijas de Regreso a Casa se deslinda de la publicación que aparece en el sitio web: change.org y en el cual se exige a Armando Cabada candidato independiente a la Presidencia Municipal que renuncie a su postulación ya que lo califica de asesino y violador.
Las fundadoras de la organización defensora de la mujer, Marisela Ortiz y Norma Andrade asegura que ellas no están detrás de la publicación en contra de Cabada ni tampoco el organismo que encabezan y por ello a su vez reclaman al portal chage.org y quienes estén orquestando esa campaña de desprestigio en contra de Cabada que de abstengan de involucrarlas.
"Aclaramos que Nuestras Hijas de Regreso a Casa no inició tal petición. Jamás la elaboró ni avala su contenido, y por tanto no nos responsabilizamos de esta petición de la cual desconocemos quien la elaboró y con qué objetivo.
Para los fines a que haya lugar, informamos de lo anterior y nos reservamos el derecho de proceder legalmente contra quien o quienes resulten responsables de tal acción.
Esta organización es apartidista que no participa en cuestiones electorales", expresa Marisela Ortiz.
Cabe hacer mención que de la misma forma han aparecido algunos perfiles en la red social Facebook en la que se publican varios aspectos en contra de Armando Cabada Alvídrez candidato presidencial, quien ha desmentido estas situaciones y ha expresado que todo forma parte de una campaña negra en su contra por la aceptación que ha tenido su candidatura y que seguramente surgirán más, pero él no ha cometido delito alguno.

lunes, 9 de mayo de 2016

Usurpan en Change.org el nombre de Nuestras Hijas de Regreso a Casa A.C.

logo nuestras hijas de regreso a casaLa asociación civil Nuestras hijas de regreso a casa informa en un comunicado que el nombre de la organización está siendo usurpado a través de la plataforma change.org ya que en ella aparece una petición en la que se solicitan firmas para pedir la renuncia del señor Armando Cabada, candidato independiente a la presidencia municipal de Juárez en el presente proceso electoral.
En el comunicado la organización Nuestras hijas de regreso a casa, se deslinda de esa petición y señalan lo siguiente: “Aclaramos que Nuestras Hijas de Regreso a Casa no inició tal petición. Jamás la elaboró ni avala su contenido, y por tanto no nos responsabilizamos de esta petición de la cual desconocemos quién la elaboró y con qué objetivo. Para los fines a que haya lugar, informamos de lo anterior y nos reservamos el derecho de proceder legalmente contra quien o quienes resulten responsables de tal acción. Esta organización es apartidista y no participa en cuestiones electorales.”
Al respecto, Marisela Ortíz fundadora de la organización junto con Norma Andrade, ambas maestras de profesión y que fundaran Nuestras Hijas de Regreso a Casa a raíz del feminicidio de Lilia Alejandra Andrade, hija de Norma, también ha informado que ya escribieron a Change.org para denunciar que fueron suplantadas y que detengan la petición, además de que solicitaron los datos sobre quién o quiénes iniciaron la petición.
El comunicado es firmado por Marisela Ortíz, Humberto Robles y Malú García Andrade, y en él solicitan ayuda para difundirlo, y que se de cuenta de la usurpación del nombre de su organización y lo grave de la situación.
nuestras hijas-changeA continuación el comunicado íntegro:
NUESTRAS HIJAS DE REGRESO A CASA informa:
NOS DESLINDAMOS:
En Change.org aparece una petición que solicita firmas para pedir la renuncia de Armando Cabada a la candidatura independiente a la Presidencia Municipal de Juárez.
Aclaramos que Nuestras Hijas de Regreso a Casa no inició tal petición. Jamás la elaboró ni avala su contenido, y por tanto no nos responsabilizamos de esta petición de la cual desconocemos quién la elaboró y con qué objetivo. 
Para los fines a que haya lugar, informamos de lo anterior y nos reservamos el derecho de proceder legalmente contra quien o quienes resulten responsables de tal acción.
Esta organización es apartidista y no participa en cuestiones electorales.
Muchas gracias y les pedimos nos ayuden compartiendo esta aclaración.
Les agradecería mucho nos ayuden a difundir y compartir este comunicado sobre la usurpación del nombre de la organización
Comparte!

URGENTE: NOS DESLINDAMOS

Urgente
NUESTRAS HIJAS DE REGRESO A CASA informa:
NOS DESLINDAMOS:
En Change.org aparece una petición que solicita firmas para pedir la renuncia de Armando Cabada a la candidatura independiente a la Presidencia Municipal de Juárez. 
Aclaramos que Nuestras Hijas de Regreso a Casa no inició tal petición. Jamás la elaboró ni  avala su contenido, y por tanto no nos responsabilizamos de esta petición de la cual desconocemos quién la elaboró y con qué objetivo. 
Para los fines a que haya lugar, informamos de lo anterior y nos reservamos el derecho de proceder legalmente contra quien o quienes resulten responsables de tal acción.
Esta organización es apartidista y no participa en cuestiones electorales. 
Muchas gracias y les pedimos nos ayuden compartiendo esta aclaración. 

Marisela Ortiz Rivera
Norma Andrade
Humberto Robles
Malu Andrade 

Desde Juárez a Ayotzinapa


viernes, 29 de abril de 2016

Violar y matar mujeres

Gabriela Rodríguez
M
ientras en el Claustro de Sor Juana el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes rendía su último informe sobre los estudiantes desaparecidos en Ayotzinapa, sin la presencia de integrantes que prácticamente les expulsaron del país por buscar la verdad, miles de mujeres salieron a las calles para pedir un alto al feminicidio y a la violencia de género.
Hubo marchas multitudinarias en la Ciudad de México, Ciudad Juárez, Chihuahua, Ecatepec y Toluca, en las capitales de Oaxaca, Jalisco y Veracruz, de Nuevo León y Chiapas, en más de 25 ciudades. Al cierre de la Vulvatucada en el Ángel de la Independencia, el pronunciamiento reiteraba no somos esclavas domésticas ni propiedad privada de familiares o parejas para que nos manden, golpeen, violen o maten. Fue conmovedor el sentido solidario entre tantas jóvenes, muchas de las cuales caminaban con sus compañeros, y tantas otras de mi rodada. Especial, el momento de encontrarme con mis compañeras candidatas de Morena al Congreso Constituyente y de la Secretaría de la Mujer de Morena en el estado de México.
El feminicidio es un neologismo que empieza a definirse en los códigos penales como delito. En 2012 el Código Penal Federal tipificó que Comete el delito de feminicidio quien prive de la vida a una mujer por razones de género, cuando: I. La víctima presente signos de violencia sexual de cualquier tipo; II. A la víctima se le hayan infligido lesiones o mutilaciones infamantes o degradantes, previas o posteriores a la privación de la vida o actos de necrofilia; III. Existan antecedentes o datos de cualquier tipo de violencia en el ámbito familiar, laboral o escolar, del sujeto activo en contra de la víctima; IV. Haya existido entre el activo y la víctima una relación sentimental, afectiva o de confianza; V. Existan datos que establezcan que hubo amenazas relacionadas con el hecho delictuoso, acoso o lesiones del sujeto activo en contra de la víctima; VI. La víctima haya sido incomunicada, cualquiera que sea el tiempo previo a la privación de la vida; VII. El cuerpo de la víctima sea expuesto o exhibido en un lugar público.
Tales horrores se atribuyen al machismo y la misoginia, esa actitud de prepotencia hacia las mujeres, esas prácticas ofensivas hacia ellas y hacia lo femenino, incluyendo a gays, trans y hombres que muestren algún rasgo percibido como femenino. Hay también mujeres misóginas. El machismo es un rasgo de la cultura contra el cual todas y todos deberíamos luchar.
Una sentencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación en 2012 fue histórica al señalar que: las investigaciones policiales y ministeriales por presuntos feminicidios deben analizar la conexión que existe entre la violencia contra la mujer y la violación de otros derechos humanos, así como plantear posibles hipótesis del caso, basadas en los hallazgos preliminares que identifiquen la discriminación o las razones de género como los posibles móviles que explican dichas muertes. Se deben investigar, de oficio, las posibles connotaciones discriminatorias por razón de género en un acto de violencia perpetrado contra una mujer.
Cada día se asesina a siete mujeres en México, la tendencia de las defunciones femeninas con presunción de homicidio (DFPH) del periodo 1985-2014, muestra que en 30 años se registró un total de 47 mil 178 DFPH. De 1985 a 2007 la tendencia fue descendente, una tasa de 1.9 DFPH por cada 100 mil mujeres, con mil 87 defunciones en 2007. Después de que Felipe Calderón armó al país para arrancar una guerra brutal, vino un repunte de 139 por ciento, se llegó a niveles nunca antes registrados: un enorme chipote dibuja la gráfica. Las muertes causadas por arma de fuego en el hogar se duplicaron, mientras que las ocurridas en la vía pública se incrementaron cuatro veces. Entre 2010 y 2011 los asesinatos en la vía pública se redujeron, pero se incrementaron, más crueles, en hogares. En 2014 las más altas tasas se presentaron en Guerrero y Chihuahua, con nueve fallecimientos por cada 100 mil mujeres, le siguen Tamaulipas (7.20), Oaxaca (6.4) y Sinaloa (5.9). Donde el aumento es muy acelerado es en Tamaulipas, con 363 por ciento; siguen Chiapas, Coahuila, Chihuahua e Hidalgo, este último con un incremento de 202 por ciento. Hay concentración en algunos municipios, el primer lugar en casos es Ecatepec (2.6 del total), el segundo es Ciudad Juárez y el tercero, Acapulco. La gran mayoría de los casos están impunes. Para el caso de las violaciones, solamente una de cada cinco denuncias llega a una sentencia condenatoria, y aunque aumentan los casos hoy están en proceso la mitad de los acusados que había hace ocho años (La violencia feminicida en México, aproximaciones y tendencias 1985-2014, Segob/Inmujeres/ONUMujeres, abril 2016).
Vamos para atrás. Urge terminar esta guerra tan brutal y cambiar los sistemas de procuración e impartición de justicia. Esperamos que con una propia Constitución, logremos hacer exigible en la Ciudad de México el derecho al Acceso de las mujeres a una vida libre de violencia y pueda ser ésta, más que una buena frase, con la cual se titula nuestra ley federal.
Twitter: Gabrielarodr108

martes, 26 de abril de 2016

lunes, 25 de abril de 2016

Estamos hartas de la violencia machista

Miles de mujeres se movilizan contra el feminicidio y el acoso en 20 entidades
Foto
Vivas nos queremos, la consigna más coreada en la primera Movilización Nacional contra las Violencias Machistas, convocada por grupos feministas, que tuvo eco en 26 ciudades del paísFoto Jesús Villaseca
Blanca Juárez y corresponsales
 
Periódico La Jornada
Lunes 25 de abril de 2016, p. 15
Estamos hartas de todos los tipos de violencia machista, sentenciaron ayer miles de mujeres en Paseo de la Reforma durante una de las marchas feministas más concurridas del país, en la que exigieron el cese de los feminicidios, las desapariciones y el acoso sexual, y advirtieron a asesinos, acosadores, políticos y agresores que no volverán a dormir tranquilos.
La primera Movilización Nacional contra las Violencias Machistas partió del palacio municipal de Ecatepec, estado de México, y llegó al monumento a la Victoria Alada o Ángel de la Independencia, en la Ciudad de México. Ahí leyeron un pronunciamiento en el que reconocieron una rabia acumulada por la violencia estructural, cultural e institucional. Vivas nos queremos, gritaron reiteradamente.
Demandaron al gobierno justicia por los feminicidios, alto a las desapariciones, encarcelar a los criminales, y oportunidades de educación y trabajo. Asimismo, reclamaron no culpabilizar a las víctimas y poner en marcha mecanismos pedagógicos para enseñar a los varones a no violentar.
Participaron 6 mil 500 manifestantes, de acuerdo con autoridades capitalinas. Más de 10 mil, según las organizadoras, feministas de diferentes posturas, quienes destacaron que no convocaba ningún colectivo en particular.
En caravana, después de las 11 de la mañana, más de mil mujeres salieron de Ecatepec, uno de los municipios con mayor número de feminicidios en México. Desde la estación Indios Verdes del Metro partió otro grupo y uno más del Monumento a la Madre. Posteriomente los contingentes se congregaron en la Plaza de la República. Había grupos de mamás lesbianas con sus pequeños; de jaraneras, ciclistas, académicas y artistas.
A las 3 de la tarde comenzó la caminata. Niñas, amas de casa, madres de asesinadas y desaparecidas, activistas, obreras, indígenas, estudiantes, trabajadoras sexuales, mujeres trans, todas salieron a exigir sus derechos. La vanguardia de la marcha ya doblaba en Paseo de la Reforma y la retaguardia aún seguía en Plaza de la República.
Queremos las calles libres de violencia y andar sin ser molestadas. El mensaje es para el gobierno, que deja libres a los agresores, y para la sociedad, que sepa que ya no estamos dispuestas a que nos sigan acosando, indicó en entrevista Norma Andrade, madre de Lilia Alejandra García, víctima de feminicidio en Ciudad Juárez.
Para la maestra en retiro Obdulia López Fuentes, de 78 años, la violencia de género empeora cada vez y las autoridades no escuchan. Aunque signifique un esfuerzo, hay que salir a manifestarse, dijo.
Por la noche, el presidente Enrique Peña Nieto afirmó en Twitter que estas “exigencias y propuestas son y seguirán siendo respaldadas por el @GobMx para avanzar juntos por la igualdad de género”.
A los hombres que acudieron a la marcha les pidieron no ubicarse al frente; la causa era femenina, ellas debían ser protagonistas.
Quienes no asistieron apoyaron desde redes sociales con el hashtag #VivasNosQueremos, que tuvo casi 70 mil menciones. El sábado, con #MiPrimerAcoso, miles narraron las agresiones que sufrieron, la mayoría cuando eran niñas.
Al llegar a las escalinatas del monumento quemaron un monigote de cartón que representaba a un violador. Antes lo tundieron a palos y machetazos mientras sonaban los tambores de la Vulvatucada. Cuando el fuego se apagó varias mujeres leyeron un pronunciamiento en el que reiteraron: no somos esclavas domésticas ni propiedad privada de familiares o parejas para que nos manden, golpeen, violen o maten.
Primavera violeta en 25 ciudades
En las principales avenidas de al menos 25 ciudades de 19 estados las mujeres participaron en la también llamada Primavera violeta.
Las movilizaciones estuvieron encabezadas por organizaciones civiles en favor de los derechos de la mujer, madres y padres de desaparecidas y asesinadas, y grupos feministas; también participaron muchos hombres.
Las marchas fueron multitudinarias en Ciudad Juárez, Chihuahua; Ecatepec y Toluca, estado de México; las capitales de Oaxaca, Jalisco –que llegó a la residencia oficial del gobernador Aristóteles Sandoval–, Nuevo Léon y Chiapas; así como en Tuxtla Gutiérrez, San Cristóbal, Comitán y Pijijiapan en este último estado.

domingo, 24 de abril de 2016

#24A #VivasNosQueremos: Contra las violencias y a favor de la vida y la alegría


Domingo TODAS A LA MARCHA #24A
Contra las violencias y a favor de la vida y la alegría!
A las 11:00 horas en el monumento a la Madre, únete al contingente Academia, Arte y Cultura.
#Sororizando con #MujeresNet Twitter: @mujeresnet

Primera movilización nacional contra violencia de género

dom, 24 abr 2016 10:30
Ciudad de México. Este domingo se realizará la primera Movilización nacional contra las violencias machistas, a la que han convocado por mujeres de diferentes posturas feministas.
Se esperaba que el contingente de la zona metropolitana partiera a las 10 de la mañana de Ecatepec, estado de México, una de las localidades donde han ocurrido más feminicidios y desapariciones.
Llegarán entre las 12 y la 1 de la tarde a la estación Indios Verdes del Metrobús y de ahí continuará la caravana hasta el Monumento a la Revolución. Desde ese punto continuarán su marcha y culminará en la Victoria Alada (Ángel de la Independencia).
En más de 40 ciudades de 27 entidades del país se sumarán a la protesta contra las diferentes agresiones contra las mujeres, desde el acoso sexual callejero hasta los feminicidios.
Ayer, como parte de las acciones para visibilizar la violencia colocaron en Twitter el hashtag #MiPrimerAcoso como el más mencionado en México. La etiqueta se replicó en varios países de América Latina, como Chile, Venezuela y Perú. Más de 50 mil lo utilizaron para narrar las historias de agresión que han padecido, la mayoría cuando eran niñas.
Este día, las organizadoras han invitado a que con los hashtags #VivasNosQueremos, y #PrimaveraVioleta informen sobre esta inédita marcha. Asimismo, quienes no puedan acudir pueden usarlas para difundir mensajes de apoyo.

#VivasNosQueremos



Violencia de género: normalización ominosa


D
iversos colectivos de más de 27 ciudades en el país han convocado a la realización de una marcha para hoy en contra de las distintas manifestaciones de violencia que se ejercen hacia las mujeres. Se trata de un esfuerzo organizativo que tendrá sus epicentros en el estado de México, entidad tristemente célebre por el auge de feminicidios que se registra en municipios como Ecatepec, y en la Ciudad de México.
La víspera, miles de mujeres se sumaron en redes sociales –entre ellas Twitter– a la denuncia de la violencia de género mediante la difusión de numerosas historias de acoso sexual que terminaron volviéndose tendencia nacional e internacional.
Pero más allá de la visibilización coyuntural de la violencia de género –apuntalada por la difusión de episodios vergonzosos de discriminación y agresiones sexuales que se han viralizado en las propias redes sociales–, el trasfondo en que surgen estas expresiones espontáneas de acción colectiva es mucho más profundo, arraigado y extendido que lo que alcanza a mostrarse por los usuarios de las vías alternativas y horizontales de comunicación.
Un dato de contexto insoslayable es el que arroja un estudio reciente del Instituto Nacional de Estadística y Geografía, publicado en noviembre pasado: 63 de cada 100 mujeres de 15 años y más en el país ha experimentado al menos un acto de violencia de cualquier tipo: emocional, física, sexual, económica, patrimonial, y discriminación laboral, y la cifra se eleva a 68 por ciento entre las mujeres de 30 a 39 años. Particularmente significativo resulta el indicador relativo a la violencia sexual, la cual, de acuerdo con la referida encuesta, ha sido padecida por más de un tercio de la población femenina (35.4 por ciento).
Frente a estas cifras, que no dejan de ser apenas un indicador numérico de realidades dolorosas, queda de manifiesto que los feminicidios que han asolado durante décadas algunas regiones del país son la punta del iceberg –particularmente trágica y dolorosa– de un problema estructural que ha sido normalizado por la sociedad de nuestro país. En un entorno nacional en el que se cuestiona el derecho de las mujeres a elegir sobre su cuerpo y sus afectos; se les somete a un trato discriminatorio en los ámbitos laboral y familiar; se criminaliza a las víctimas femeninas de agresiones sexuales, no resulta extraño que se agreda y asesine a cientos o miles de mujeres por el solo hecho de serlo.
En este panorama de barbarie social contra las mujeres convergen causas múltiples y complejas, históricas y culturales varias de ellas, y sería improcedente exigir a las autoridades federales, estatales y municipales que la erradicaran en unos pocos años. Lo que sí cabe exigirles, en cambio, es que eliminen los márgenes de impunidad y corrupción que han hecho posible el pavoroso incremento de todas las expresiones de violencia de género en diversas zonas del país, particularmente las que derivan en asesinatos y las que alimentan el negocio de trata de personas y de explotación sexual.
Las autoridades de los distintos niveles tienen ante sí la doble responsabilidad de revertir la tendencia negativa en materia de protección a las mujeres y de formular políticas públicas y acciones concretas que permitan hacer frente a la discriminación y formen conciencia colectiva respecto de que la violencia de género no puede ser vista como algo normal. En tanto estos fenómenos subsistan, el país no tendrá autoridad moral para llamarse civilizado.

jueves, 21 de abril de 2016

Documentan más de 40 mil posibles feminicidios en México en últimos 30 años


POR 

LEONARDO BASTIDA AGUILAR Y DULCE CARPIO REYES, NOTIESE 
Ciudad de México, 20 de abril.- En México, entre 1985 y 2014, según cifras proporcionadas por  la Secretaría de Gobernación y  la Oficina para las Mujeres de las Naciones Unidas, se registraron  47 mil 178 defunciones femeninas con presunción de homicidio, con un repunte entre 2008 y 2014 de 16 mil 187 defunciones en circunstancias similares.
De acuerdo con el Informe La violencia feminicida en México, aproximaciones y tendencias 1985 – 2014, en 2014 se presentaron dos mil 289 casos, lo cual significa que hubo en promedio de 6.3 posibles feminicidios al día. En 2013, dos mil 594 casos con un promedio de siete defunciones femeninas con presunción de homicidio.
Según el documento, durante 2014, la entidad que mayor número de casos presentó fue el Estado de México con 359; le sigue, Guerrero con 176; Chihuahua con 167; Ciudad de México, 141; Oaxaca, 133; Tamaulipas, 127; Jalisco, 106; Veracruz, 90; Oaxaca, 89, y Sinaloa 88.
A nivel municipal, en 2014, Ecatepec, Estado de México fue el municipio donde se registró el mayor número de casos con 60; Ciudad Juárez, Chihuahua, 59; Acapulco, Guerrero, 51; Culiacán, Sinaloa, 43; Tijuana, Baja California, 42; Chihuahua, Chihuahua, 38; Iztapalapa, Ciudad de México, 27; Gustavo A. Madero, Ciudad de México, 24; Guadalajara, Jalisco, 22, y León, Guanajuato, 22.
Sobre los medios utilizados para el asesinato, el uso de armas de fuego en la vía pública fue la variante más común en la dinámica del asesinato, tanto en la vía pública como al interior del hogar. El ahorcamiento y medios similares fueron la segunda dinámica de posibles feminicidios y el uso de objetos cortante fue la tercera. El documento resalta el incremento de casos en que las mujeres han sido acuchilladas o estranguladas al interior de sus viviendas.
Tres momentos
El informe señala que entre 1985 y 2014 ha habido tres momentos en la tendencia de asesinatos de mujeres. Entre 1985 y 2007 hay un descenso en la tasa de  defunciones femeninas con presunción de homicidio, llegando al mínimo de mil 87 en 2007.
Posteriormente, un segundo momento entre 2008 y 2012, en el cual hay un repunte, que alcanza la cifra de dos mil 761 casos en 2012, lo que representó un repunte de 138 por ciento.
Un tercer momento son los dos últimos años de medición, en los cuales, se registra un descenso en el número de casos de dos mil 594 en 2013 a dos mil 289 en 2014, es decir, 305 casos menos.
Recomendaciones
Como parte de la reflexión del estudio, se señaló como prioritario dar respuesta a la violencia contra las mujeres y las niñas en las agendas de todos los órdenes y niveles de gobierno; declarar información de interés nacional toda aquella referida a la detección, atención, denuncia y sanción de la violencia feminicida.
Además, homologar, a nivel local, todos los tipos de violencia contra las mujeres contemplados en la Ley General de Acceso a las Mujeres a una Vida Libre de Violencia y en el Código Penal Federal, así como estandarizar los protocolos de actuación de las instituciones de procuración e impartición de justicia, para investigar todas las muertes violentas de mujeres y reducir la impunidad y mejorar la prestación de servicios y atención para mujeres y niñas.
También se sugiere atender las recomendaciones de diversos organismos internacionales y regionales dirigidos al Estado mexicano, sobre todo las sentencias de la Corte Interamericana de Derechos Humanos sobre el derecho de las mujeres a una vida libre de violencia y las recomendaciones emitidas por el Comité de la CEDAW.